Help

Torneo sin grupo de la muerte

A diferencia de los torneos anteriores, los grupos parecen bastante equilibrados. Alemania se asustó en el sorteo cuando España quedó emparejada con los germanos en el Grupo E y existía la posibilidad real de que el campeón de la Copa Africana de Naciones, Senegal, entrara también el grupo. Al final "solo" entraron Japón y Costa Rica. Un grupo factible para Alemania, que aún se resiente de su desastrosa fase de grupos de 2018.

El grupo más débil, según los expertos, es el Grupo A, con el país anfitrión, Catar, Ecuador, Senegal y Países Bajos. ¿Un partido fácil para estos dos últimos equipos? En teoría, sí. Pero no debemos descartar muy rápido al equipo de Ecuador. Al fin y al cabo, los sudamericanos consiguieron ser terceros en la fase de clasificación de la CONMEBOL con una actuación muy valiente.

EE.UU frente a Inglaterra

Un duelo entre Estados Unidos e Inglaterra siempre tiene una explosividad política e histórica. Sin embargo, desde un punto de vista puramente futbolístico, parece bastante unilateral: El último encuentro entre ambos equipos en la fase de grupos en 2010 terminó con un 1-1.

¿Volverán los estadounidenses a poner en apuros a los tres leones este año en el día después de acción de gracias? En 1950, el equipo estadounidense (formado entonces por aficionados) logró sorprender y vencer a los ingleses por 3-1. Hasta ahora es la única victoria de Estados Unidos frente a Inglaterra en una competición.

Datos de los cuartos de final

Si todo va bien, en los cuartos de final podríamos asistir a un espectáculo especial: Inglaterra se enfrenta a Francia, Países Bajos a Argentina y España podría jugar contra Brasil. Portugal tuvo un poco más de suerte en el sorteo: Podría enfrentarse a Suiza y Serbia en octavos de final. Sin embargo, después podría producirse un auténtico mazazo con Bélgica o Alemania.

En estos juegos se explicarán las preguntas decisivas del torneo: ¿Levantará Lionel Messi la copa en la que probablemente será su última aparición en la escena mundial? ¿Podrá Inglaterra volver a llevarse el título a casa? ¿Podrá Brasil romper su maldición de los cuartos de final?